Investigación de delitos informáticos

Investigación de delitos informáticos

Los ataques cibernéticos son una de las mayores armas para los delincuentes, que siempre busca, sin expección, el lucro económico. La información es poder, y cualquiera puede ser atacado.

Enumerar la lista de delitos contemplados como delitos informáticos sería una labor muy ardua, y aportaría una información sesgada ya que quedaría obsoleta de una día para otro. Constantemente surgen nuevas acciones consideradas como delitos informáticos. Es por ello que la necesidad de acudir a cursos y seminarios se convierte en fundamental y a pesar de todo es imposible saber y conocer todas las posibilidades. En a la Asociación Nacional de de Tasadores y Peritos Judiciales Informáticos, se contemplan más de 80 pericias diferentes, por lo que resulta fundamental pertenecer a una asociación de estas características, para contar con su ayuda profesional en aquellos casos donde nosotros no lleguemos.

Los accesos no permitidos a información clasificada, las fugas de información desde dentro de la empresa, la manipulación de imágenes, virus… son algunos de los delitos informáticos más habituales, pero menos conocidos. Hay otros que sin duda nos sonarán cercanos, y si usted lector, es abogado, sin duda que este ejemplo le aportará mucha luz.

Todos hemos oído en diferentes medios que alguien ha recibido un “Whatsapp” donde otra persona le insultaba o amenazaba, y que o bien no se ha denunciado porque se pensaba que esa denuncia no llegaría a ningún sitio, o bien el Juez lo ha desestimado.

Vamos por partes. La denuncia debería ser casi un acto reflejo en estos casos, y a continuación, contar con los servicios de personal especializado en este tipo de elementos. Si lo dejamos en manos no expertas posiblemente no consigamos nada. ¿Por qué? La cadena de custodia es uno de los elementos claves en este tipo de procesos. En todos los relacionados con la informática forense en general. Debemos asegurarnos en cada paso que damos, que alguien que pueda dar fe de la situación, lo haga convenientemente… y este tipo de fedatarios pueden ser públicos o no. Es decir, o bien un Secretario Judicial o bien un Notario. Y si no lo hacemos de esta manera, el avispado abogado de la parte contraria, tendrá todas las posibilidades de echarnos por tierra nuestro trabajo.

Segunda cuestión. Con que tecnología lo analizamos. Siguiendo con el ejemplo del “Whatsapp”, tenemos acceso a tecnología de última generación de origen israelí, que utilizan habitualmente cuerpos de policía tan prestigiosos como el F.B.I., y que permiten por ejemplo aportar luz a lago tan usual en nuestros días, como es el cotejo de información enviada por un teléfono móvil, en este caso la aplicación “Whatsapp”. Aunque el móvil en cuestión haya sido formateado. Así no hay lugar a errores ni a dudas, y como Peritos Judiciales Informáticos, además de Detectives Privado, nuestra labor apoyada con estas tecnologías, queda mucho más sólida ante cualquier ratificación judicial.

Trabajamos en Castilla-León (Detectives Valladolid, Burgos, Soria, Zamora, Detectives Palencia, Avila), País Vasco (Detectives Bilbao, Donosti-San Sebastian, Detectives Vitoria-Gasteiz), La Rioja (Logroño), Navarra (Pamplona-Iruña), Cantabria (Santander), Madrid y Cataluña (Barcelona), y tenemos colaboradores en el resto de España.

CONSULTA GRATIS. SIN COMPROMISO.

Contacte con Forensia Detectives Privados:

detective privado

 

902 504 619 (Detectives)

945 566 146 (Vitoria)

983 074 030 (Valladolid)

618 851 978 (móvil)

Si continua navegando por esta web, usted acepta el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar